¿Conoces la posición correcta para manejar?

Muchos conductores no saben que la postura que eligen a la hora de manejar su vehículo puede ser fundamental a la hora de prevenir lesiones y otro tipo de riesgos asociados a la conducción.
Y es que por comodidad o por costumbre, algunos eligen tirar un poco la silla hacia atrás o subirla para ver mejor. Unos manejan con las piernas estiradas y otros con ellas más cerca de los pedales.  Aunque todas estas posturas son válidas, muchas pueden representar un peligro para el conductor, pues se pueden correr más riesgos de  sufrir lesiones en la columna, hombros y extremidades superiores e inferiores en caso de un accidente de tránsito, golpe o frenada brusca.

La tecnología viene evolucionando a pasos agigantados y la industria del automóvil es uno de los ejemplos más palpables. Hoy los ocupantes de un vehículo cuentan con toda una arquitectura pensada para que la deformación de un vehículo ante un impacto absorba las fuerzas del mismo. También hay sistemas de asistencia a la conducción que ayudan a mantener el control sobre el camino. Pero la efectividad de cualquier dispositivo de seguridad se diluye si no hacemos bien lo primordial: sentarnos como corresponde frente al volante.

¿Realmente sabemos como sentarnos para manejar?

Adquiereturepuesto.com te la información necesaria para que aprendas como hacerlo:

A la hora de conducir, abrimos la puerta, nos sentamos, algunos nos colocamos el cinturón de seguridad, prendemos el carro, colocamos una velocidad o “D” y aceleramos. ¿Olvidamos algo? Sí: NO acomodamos el asiento del conductor. “La posición de manejo correcta es una sola y es para usarla todos los días, en la ciudad o en carretera. No hay una postura para cada situación. No existe una posición deportiva, otra casual, o una para el domingo a la tarde. Hay una sola manera de sentarse en el vehículo para conducir seguros. Pero por lo general nos sentamos como mejor nos parece y nadie nos dice que eso está mal”. Esta posición la logramos de la siguiente manera:

  • Los brazos no deben quedar completamente estirados a la hora de tomar el volante. Procura que estos permanezcan flexionados todo el tiempo con un ángulo máximo de 45 grados para evitar lesiones en  los hombros o el cuello.
  • Las piernas tampoco pueden quedar totalmente rectas, la mejor manera para medir el largo es pisando el pedal del Clutch a fondo (o el freno si es un auto con caja automática) y tiene que quedar la pierna flexionada. Nunca completamente estirada. De esta manera se tendrá mayor fuerza para pisar el pedal de freno y se evitarían lesiones serias en las piernas y hasta la cadera en caso de un choque, ya que con las piernas rectas no se absorbe el impacto.
  • Lo más importante es que las manos tengan el control total del volante. Para saber si estás ubicado de la manera correcta, asegúrate de que, al estirar tus muñecas, estas alcancen a reposar sobre la cabrilla. Recuerda también que las manos deben ponerse según las manecillas del reloj (marcando las 10.10 o las 3:45).
  • Aunque no es obligatorio apoyar todo el tiempo la cabeza en el apoyacabezas,
    es preferible que ésta quede  apoyada en él mientras manejas para evitar daños
    en las cervicales y  el cuello.
  • La espalda debe quedar completamente recta sobre el espaldar de la silla. Así te cansarás menos y evitaras dolores de columna y cadera por causa de una conducción prolongada.
  • El respaldo no tiene que estar muy recto porque produciría cansancio en la cintura. Debe tener una inclinación de entre 100° y 110°. No hay que ir más allá de los 110° porque uno no reposaría la espalda e iría “colgado” del volante, lo que produciría fatiga en hombros y cuello.
  • El cinturón de seguridad debe proteger al cuerpo por encima de la cintura y la clavícula. Este no debe quedar ni muy ajustado al cuerpo ni muy holgado pues, en vez de protegerte, te está exponiendo a lesiones en cuello y clavícula en caso de un accidente o frenada rápida. Recuerda usarlo siempre,  así sea en cortos trayectos.
  • Un conductor preventivo se preocupa que los pasajeros de su vehículo también viajen cómodos y seguros. Pídele a quien te acompañe en la parte delantera del vehículo que se ponga el cinturón de seguridad y, si viajas con niños, acomódalos según el reglamento vigente.

Es probable que si nunca se tomaron estas medidas al sentarse frente al volante, al principio se sienta cierta incomodidad. Pero si se practica cada vez que subimos al auto, al poco tiempo será un mecanismo natural y hasta será menos cansador que cualquier otra postura de manejo. Y, desde ya, mucho más segura.

 

by Adquiere Tu Repuesto

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.